Por qué me encantan los pañales Pampers Premium Care

jueves, 15 de junio de 2017




Escribí hace unos días un post sobre cómo elegir el mejor pañal para nuestros hijos, (pueden leerlo aquí) en base a mi experiencia y a las características que a mí me parecen importantes considerar, y me han escrito un montón, ¡un montón! de mamis por interno, algunas contándome lo bien que les va con Pampers, que es la marca de pañales que comenté y que uso con mis hijos, otras diciéndome que el post les caía a pelo porque justo estaban decidiendo cuál pañal usar y otras preguntándome porqué me decidí por esos pañales. Es por eso que me animé a escribir este nuevo post para contarles el por qué.

Y es que tengo que admitir que ¡ME ENCANTAN! A mí, a Silvana, a la mamá, desde el pañal más pequeño de Pampers ese que de sólo olerlo te recuerda que tienes un bebé en casa, ese que es del tamaño de la palma de tu mano y que pones con sumo cuidado los primeros días para evitar rozarle el cordón umbilical (a pesar que vienen con un corte para proteger no rozar el cordón) porque entre el miedo y la emoción tus manos tambalean. Hasta el más grande que recuerdo usaba con Luciano, porque sabes que a esa edad (2 años aprox.) necesitan libertad para poder correr, saltar, jugar, y esas cintas elásticas que tienen son súper flexibles y se van a estirar sin dejar de protegerlos.

Me encantan porque son suaves como el algodón, porque siento que al ponérselos se extiende mi caricia y lo puedo proteger como yo quiero ¡con amor! Confieso que antes de ponérselos se los paso por la pancita y la espaldita como jugando. Hago que él los agarre con la manita y le digo que son sus pañales, que le van a cuidar el potito y que se los cambiaré en un ratito para que esté siempre fresquito. Me mira sin entender mucho, pero sonríe y eso es suficiente para mí.

Me encantan porque tienen una loción protectora con olor a bebé, que lejos de generar algún tipo de alergia, como en algún momento pensé que podía pasar, me ayudan a cuidar la piel de mi bebé, que bien sabemos es sumamente delicada.

Me encantan porque son ultra secos y esto se traduce en el increíble sistema de absorción que tienen y que ofrece hasta 12 horas de sueño ¡secos! Yo pensaba que eso era imposible, que se iban a pasar y que iba a tener que cambiarlo en las noches, que era pura publicidad. Pero como ya les he contado, ¡eso no pasa! Él ya duerme toda la noche entera, a veces se duerme a las 8pm y se está despertando a las 7 más o menos y ¡solo usó un pañal! Él duerme cómodo y ¡yo también! Así que doble beneficio, felices los 4. (Incluyo a mi esposo y a mi hijo mayor, porque todos hacemos colecho y dormimos en la misma cama, así que si él duerme toda la noche, los 4 lo hacemos también!)

Esto no me lo ha contado nadie, no lo he leído en una revista o visto en un comercial ¡esto lo he comprobado yo! Y ahora entiendo a mi mamá cuando me decía usa tal marca, porque yo ya la probé primero, y eso bastaba para mí. Era como un sello de control de calidad inmejorable porque sabía que para que ella esté contenta lo había examinado bastante y por todos lados. Y es que  las mamás somos recontra meticulosas cuando se trata de nuestros hijos, ¿o no?

Así que cuando yo pienso en PAMPERS PREMIUM CARE, no pienso en pañales o en pañitos húmedos, pienso en el pañal más seco y más suave, porque no hay mejor frase para mí que los defina.  Más allá de las características ¡que las cumplen todas! Para mí Pampers es sinónimo de amor y por eso los elijo ciegamente.



¿Y a ustedes? ¿Por qué les encantan los Pampers Premium Care? :) ¡Cuéntenme! :)

Un beso,
¡Las quiero!

Image and video hosting by TinyPic

Post patrocinado por P&G.